Logo Caixiave
Logo tipo Caixiave

Aislamiento acústico

En relación con el aislamiento acústico de las fachadas, la mayoría de las ventanas son un elemento sensible.  

Con respecto al aislamiento acústico de las fachadas, el elemento más sensible son las ventanas. Teniendo en cuenta las particularidades de su constitución (elementos ligeros) y el hecho de que generan discontinuidades en el exterior de los edificios, las ventanas y puertas exteriores representan el elemento constructivo más débil de los edificios en términos de aislamiento acústico.

En teoría, esto podría ser superado con una concepción y constitución de la parte “ciega” de los edificios que compensase este menor rendimiento que afecta a las ventanas y puertas inferiores.

Sin embargo, en la práctica resulta que, dada la relación de áreas y de aislamientos acústicos (diferencias superiores a 10 dB) entre la parte ciega y la parte acristalada, reforzar el aislamiento de la parte ciega se revelaría poco eficaz en términos de mejora de aislamiento acústico global de la fachada. Es decir, el aislamiento global de una pared depende en gran medida del aislamiento de sus ventanas y puertas exteriores, por lo que la mejor estrategia para aumentar el aislamiento acústico de una fachada es el uso de soluciones con un buen poder aislante.

El nivel de aislamiento acústico de una ventana y/o puerta exterior depende de los siguientes factores:

Tipo de vidrio utilizado (masa superficial y rigidez)
Tipo de relleno utilizado en la cámara del vidrio doble (aire o gas inerte)
Método de colocación y fijación del vidrio
Grado de permeabilidad entre el marco y la hoja (a través de juntas de estanqueidad), siendo fundamental la elección de tipologías de ventanas oscilo-batientes en detrimento de ventanas correderas
Enlace entre la ventana y la albañilería que la sostiene
Tipo de material de los perfiles de la carpintería

 

 


En el caso de las ventanas eficientes en PVC CAIXIAVE, existen algunas características que dan ventajas a nivel del aislamiento acústico.